La OIM extiende su apoyo crítico a familias desplazadas en Etiopía

Posted: 
05/11/18
Themes: 
Humanitarian Emergencies, Internally Displaced Persons

Addis Abeba — Mientras que la temporada de lluvias simboliza una promesa recibida con beneplácito por los granjeros por ser sinónimo de buenas cosechas, para muchas personas desplazadas internamente en Etiopía la misma representa una variedad de desafíos. Y por ese motivo el proverbio africano que dice: “Ha llovido en la cumbre de la montaña pero fue el valle inferior el que se inundó” no podría ser más verdadero para muchos de los desplazados.

Cerca de 806.913 personas están actualmente desplazadas en el Estado Regional Somalí debido a la sequía y al conflicto. Una joven viuda, que estaba viviendo en Libahle Town, explica cómo se vio forzada a reubicar a su hijo, hermana y a otros 19 integrantes de su familia cuando sus 150 cabezas de ganado y cabras murieron. La familia se quedó solamente con dos animales.

Gini Mehmed, de veintisiete años, narró su dura experiencia: “El frío y el viento crearon condiciones muy duras como para poder vivir en una caseta sin techo.” Gini explicó cómo ella pudo enfrentar los efectos adversos de las lluvias: “Valoramos mucho las láminas plásticas que la OIM nos entregó para cubrir el techo.” Es una de los beneficiarios de la distribución de Artículos No Alimentarios (NFI por su sigla en inglés) que la OIM ha hecho recientemente en Adadle Town, en el Estado Regional Somalí de Etiopía.

La OIM en su calidad de Organismo de las Naciones Unidas para la Migración ha continuado brindando apoyo para las personas desplazadas internamente en la región, incluyendo el apoyo al Gobierno de Etiopía para coordinar el Grupo de Artículos No Alimentarios (NFI) y de Albergues de Emergencia (ES por su sigla en inglés); más de 2.071 albergues de transición han sido construidos para refugiados y cerca de 21.535 hogares recibieron kits de Artículos No Alimentarios y dinero en efectivo tan sólo en 2017.

“Estábamos durmiendo sobre el piso y pasándolo muy mal pues no nos era posible comprar lo que necesitábamos. Gracias al apoyo en efectivo pudimos comprar lo necesario y ahora estamos durmiendo sobre las colchonetas como lo hacíamos habitualmente,” dijo Gini, en un intento por explicar cuán vital el apoyo recibido a través de la distribución de Artículos No Alimentarios y de Albergues de Emergencia ha sido para ella y para su familia.

La familia de Gini se encuentra entre los 21.535 beneficiarios que la OIM, bajo el liderazgo de la Comisión Nacional de Manejo de Riesgos por Desastres (NDRMC por su sigla en inglés), el Coordinador Residente de Naciones Unidas/Coordinador Humanitario y la Oficina para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA por su sigla en inglés), pudieron apoyar por medio de una serie de intervenciones, desde la prevención y la preparación hasta la respuesta y la mitigación en pos de la recuperación.

Mientras que la OIM ha cambiado de tema de conformidad con la nueva manera de trabajar en respuesta a emergencias tales como la sequía, se ha unido a la Oficina Regional Somalí de Etiopía para la Preparación y Prevención frente a Desastres (DPPB por su sigla en inglés) y al Grupo de Trabajo para Soluciones Duraderas, con el fin de brindar su apoyo a la Estrategia de Soluciones Duraderas para la Región Somalí hacia fines de 2017. Esta es la primera estrategia de su clase en Etiopía y la misma proporciona un marco que busca resolver el desplazamiento extendido de cientos de personas en la Región Somalí de Etiopía. La organización ha también continuado con sus esfuerzos para responder a las urgentes necesidades de la comunidad de desplazados.

Para mayor información por favor contactar a Alemayehu Seifeselassie en la OIM Etiopía, Tel: +251 11 6611117 (Ext. 455), Mobile: +251 91 163 9082, Email: salemayehu@iom.int 

  • Una familia desplazada parada frente a su albergue en Adadle Woreda, Región Somalí de Etiopía. Foto: OIM/A.Seifeselassie