La OIM responde a las inundaciones en Iraq

Posted: 
11/27/18

Erbil – Inundaciones a gran escala que comenzaron en la mañana del viernes 23/11 han sembrado el caos en todo Iraq, matando a varias personas y causando numerosos daños a viviendas, infraestructura y cultivos, empeorando asimismo las condiciones de vida de las personas desplazadas internamente (IDPs por su sigla en inglés).

En la Gobernación de Ninewa, los campamentos de desplazados ubicados en la Pista de Aterrizaje de Qayarrah y en Jeddah se vieron particularmente afectados por las inundaciones. Entre las aproximadamente 7.500 familias que residen el Campamento de la Pista de Aterrizaje de Qayarrah,  2.392 tiendas se anegaron completamente forzando a los cientos de familias a buscar refugio en la clínica de salud de la OIM y en otras zonas comunales. La clínica de salud que está en el Campamento de la Pista de Aterrizaje de Qayarrah pudo alojar a casi 300 personas, entregándoseles frazadas secas, calefactores, y brindando servicios de cuidados de la salud de emergencia. La ambulancia de la OIM procedió a trasladar a diez personas que requerían de asistencia médica y no podían llegar hasta la clínica por sus propios medios.

“No hemos podido dormir porque no hay un solo lugar seco en el cual podamos sentarnos. El nivel del agua nos llegó a las rodillas en nuestra tienda. Ahora todas nuestras pertenencias, todo aquello que necesitamos para este invierno, ha sido arruinado por el barro que quedó tras la inundación”.

“Tuvimos que poner a todos nuestros hijos e hijas en el techo de la cocina comunitaria para sacarlos del lodo. Incluso la comida y los granos que habíamos almacenado están mojados. Necesitamos desesperadamente recibir ropa seca, colchones, frazadas, combustible y alimentos,” ha dicho uno de los residentes en el Campamento de la Pista de Aterrizaje de Qayarrah, de nombre Kamel Hussein.

A pocas horas de que ocurrieran las inundaciones, la OIM procedió a desplegar con total rapidez a su Equipo de Evaluación y Respuesta Rápida, a fin de evaluar los daños y las necesidades en los campamentos. La Organización contó con la ayuda de 600 residentes en los campamentos para poder limpiar los canales de desagüe, asegurándose de sacar del campamento todo el flujo de agua y de reparar los caminos dañados para de tal modo restaurar el acceso al mismo, y por consiguiente permitir que la asistencia humanitaria llegue hasta las personas desplazadas de mayor vulnerabilidad.

La OIM, en coordinación con entidades que tienen a su cargo la gestión de los campamentos, con el Representante de la Organización de Voluntarios para Desplazados de Ninewa (RNVDO) y con el Consejo Danés de Refugiados (DRC), comenzó de inmediato a distribuir cientos de kits de asistencia a las familias más afectadas.

Desde el viernes, más de 3.150 kits con artículos no alimentarios básicos fueron entregados a familias en la Pista de Aterrizaje de Qayarrah y en Jeddah, incluyendo colchones, sábanas, láminas plásticas, lámparas solares, luces recargables, cocinas a gas, bidones tipo Jerry y utensilios de uso doméstico. El apoyo para poder entregar estos kits llegó de la Oficina de los EE.UU. para Desastres en el Extranjero y del Gobierno de Alemania.

“La lluvia y la consiguiente inundación ocurrida en todo Iraq el pasado fin de semana ha empeorado las condiciones de vida de las poblaciones más vulnerables, incluyendo a las familias desplazadas que residían en los campamentos. Las inundaciones han puesto de relieve la importancia que tienen los actores humanitarios en cuanto a mantener la capacidad operativa en Iraq para aumentar la asistencia de emergencia en el caso de desastres,” dijo el Jefe de Misión de la OIM Iraq, Gerard Waite.

Se espera más lluvia en los próximos días por lo que la OIM estará lista para responder a las necesidades cada vez mayores y seguirá trabajando muy de cerca con el Ministerio de Migración y Desplazamiento del Gobierno de Iraq y con otros socios humanitarios a fin de asegurar una respuesta efectiva y oportuna para los más afectados.

Para mayor información por favor contactar a Sandra Black, en la OIM Iraq, Tel: +964 751 234 2550, Email: sblack@iom.int

  • Desplazados iraquíes en los campamentos de Qayarrah y Jeddah luchan para sacar el agua de sus tiendas, tras las copiosas lluvias e inundaciones en la Gobernación de Ninewa y en otras zonas de Iraq. Foto: OIM/Raber Y. Aziz

  • Desplazados iraquíes en los campamentos de Qayarrah y Jeddah luchan para sacar el agua de sus tiendas, tras las copiosas lluvias e inundaciones en la Gobernación de Ninewa y en otras zonas de Iraq. Foto: OIM/Raber Y. Aziz

  • Displaced Iraqis in Qayarrah and Jeddah camps are struggling to remove water from their tents following heavy rains and flooding in Ninewa governorate and other areas of Iraq. Photo: IOM/Raber Y. Aziz

  • Desplazados iraquíes en los campamentos de Qayarrah y Jeddah luchan para sacar el agua de sus tiendas, tras las copiosas lluvias e inundaciones en la Gobernación de Ninewa y en otras zonas de Iraq. Foto: OIM/Raber Y. Aziz