Las Hermanas Scalabrinianas reconocen a la OIM por el apoyo a los migrantes en Honduras

Posted: 
07/26/16

Honduras -La Congregación de las Hermanas Scalabrinianas, que esta semana celebra su 25 aniversario en Honduras, reconoció a la OIM por su “apoyo permanente e incondicional para la población migrante”.

La ceremonia fue encabezada por el Nuncio Apostólico de Honduras, Monseñor Novatus Rugambwa; el Cardenal Óscar Andrés Rodríguez; y otros funcionarios de la Iglesia Católica, entre ellos la Superiora Provincial de la Orden de las Scalabrinianas, Sandra Pinheiro; y la Directora del Centro de Atención al Migrante Retornado (CAMR) en Honduras, Sor Valdette Willeman. El Jefe de Misión de la OIM de El Salvador, Guatemala y Honduras, Jorge Peraza Breedy, representó a la OIM.

Durante el acto, la Congregación de las Hermanas Scalabrinianas también reconoció a los voluntarios especiales de la Pastoral de migrantes y retornados, dedicados a la promoción de los derechos humanos.

“El trabajo que la Congregación de las Hermanas Scalabrinianas ha realizado en estos 25 años ha sido esencial para el desarrollo de los derechos humanos en Honduras. Para las poblaciones vulnerables en este país, ustedes han sido un aliado estratégico que ha contribuido a la promoción, garantía y cumplimiento de sus derechos fundamentales. Reiteramos nuestro compromiso con las poblaciones móviles más vulnerables, con los niños, adolescentes y mujeres migrantes, y reafirmamos nuestra voluntad de seguir trabajando con ustedes”, destacó Peraza Breedy.

De acuerdo con el Instituto de Investigación Económica y Social de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH-IIES), se calcula que en los últimos 14 años, casi 700.000 hondureños han regresado al país desde el norte del continente. De estos, más de la mitad han sido devueltos por vía aérea por los Estados Unidos.

La alianza entre la OIM y las Hermanas Scalabrinianas comenzó en 2002 con la construcción y equipamiento del primer Centro de Atención al Migrante Retornado (CAMR) en Tegucigalpa, en el que se presta asistencia humanitaria a unos 900 migrantes que retornan a Honduras cada mes, con atención primaria de salud y medicamentos, kits de higiene, alimentos, ropa y transporte.

Asimismo, la OIM apoya la Casa del Migrante en Ocotepeque, que fue establecida en 2010 y es el único refugio que presta asistencia a migrantes en la frontera occidental de Honduras. En este centro se ayuda a niños, adolescentes y mujeres embarazadas. La OIM ha proporcionado alimentos, medicamentos, equipo, mobiliario y capacitación especializada para el personal que trabaja en el centro.

Asimismo, en 2016 la OIM finalizó la remodelación y renovación del CAMR en San Pedro Sula, en el que se presta apoyo técnico a los socios que participen en la asistencia posterior a la llegada de los migrantes retornados, así como desarrollo de capacidades para la atención psicosocial, la identificación de casos vulnerables y la prevención de la trata de personas.

Para obtener más información, por favor ponerse en contacto con Karen Arita, OIM de Honduras, Tel: +504.2237.7460, Email: karita@iom.int o Alba Miriam Amaya, OIM de El Salvador, Guatemala y Honduras, Tel: +503.2521.0556, Email: aamaya@iom.int