Las misiones de la OIM en Sudán y Sudán del Sur refuerzan el apoyo humanitario a las familias tras los ataques en Abyei

Posted: 
01/28/20
Themes: 
IOM

Juba – Al menos unas 33 personas, entre ellas mujeres y niños, fueron asesinadas y un número incierto recibió heridas durante el ataque perpetrado en  Kolom, a nueve kilómetros de la ciudad de Abyei el miércoles pasado. Según se informa hubo también niños secuestrados durante el incidente.

“Estamos muy consternados por las pérdidas de vidas humanas a raíz de los eventos en Kolom la semana pasada,” sostuvo Jean-Philippe Chauzy, Jefe de Misión de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) en Sudán del Sur. “Trabajamos con estas comunidades y es realmente triste ver lo que ha ocurrido”.

Una rápida evaluación entre agencias llevada a cabo el 24 de enero llegó a la conclusión de que aproximadamente 4.000 personas huyeron hacia la ciudad de Abyei. Las misiones de la OIM en Sudán del Sur y en Sudán, en sociedad con la ONU, con ONG internacionales y comunidades humanitarias han respondido de inmediato. Setenta familia recibieron asistencia humanitaria consistente en frazadas, sábanas, y bolsas de dormir, bidones tipo Jerry, láminas impermeables, jabones y sogas de goma para poder construir albergues temporarios.

Sin embargo, hay aproximadamente 3.600 personas en otros cinco lugares de la ciudad de Abyei que siguen necesitando asistencia humanitaria urgente. Esta semana con el apoyo de la Unidad Principal de Canales (repositorio central de la OIM en Sudán del Sur, a cargo de brindar provisiones de asistencia) se están enviando más artículos que realmente se necesitan, tales como mosquiteros y lámparas solares, desde Juba a Abyei, por vía aérea y terrestre. La OIM se encuentra también coordinando los servicios de agua, sanidad e higiene (WASH por su sigla en inglés) y ha comenzado a cavar letrinas de emergencia en la escuela secundaria de Abyei en donde la mayor parte de las 230 familias de   Kolom se están refugiando.

“En situaciones como estas, sabemos que las personas huyen en diferentes direcciones”, sostuvo el Coordinador de Programas de la OIM en Sudán del Sur. “Hasta ahora, nuestra respuesta inmediata ha llegado únicamente hasta las familias desplazadas en el centro de Abye, pero nuestra intención es brindar apoyo a todas las familias afectadas por esta tragedia y las conclusiones alcanzadas mediante la evaluación conjunta nos darán una idea acerca de qué tipo de asistencia es necesaria y en qué lugares debe prestarse”.

La OIM ha estado trabajando en los cuatro condados que conforman la “caja” de Abyei desde 2010, dando respuesta a emergencias humanitarias, y ha trabajado con las comunidades locales, sobre todo en Misseriya y Ngok-Dinka, a fin de mitigar los conflictos y desarrollar la cohesión social entre los dos grupos.

Debido a tensiones de larga data, ha habido enfrentamientos violentos entre el grupo agro-pastoril Ngok Dinka y los criadores de ganado nómades Misseryia, cuyas rutas de pastoreo de temporada atraviesan Abyei, los cuales han llevado a olas de desplazamiento de la comunidad de Ngok Dinka y a la destrucción de la infraestructura pública.

“Los recientes ataques son una especie de nube negra sobre los esfuerzos para organizar una conferencia sobre migración de ganado la cual procura lograr un espacio común para la coexistencia de los Misseriya y los Ngok-Dinka, y obtener soluciones para mitigar las luchas por el corredor migratorio y el saqueo de ganado”, sostuvo Chauzy.

Las actividades transicionales y de recuperación de la OIM de Sudán del Sur,  que incluyen respuesta en materia de inundaciones para 8.000 familias, han debido interrumpirse temporalmente.

“Este ataque genera una gran preocupación y también obstaculiza otras actividades vitales en la región de Abyei,” sostuvo Chauzy.

Para más información por favor contactar a Liatile Putsoa en la OIM de Sudán del Sur, Tel: +211912380104, Email: lputsoa@iom.int

  • El personal de la OIM en Sudán del Sur prepara ropa y artículos domésticos para su distribución entre los sobrevivientes al ataque del 22 de enero en la ciudad de Kolom, el cual dejó como saldo la muerte de 33 personas y forzó a otras miles  a escapar hacia la vecina ciudad de Abyei. Foto: OIM 2020

  • Los sobrevivientes del ataque del 27 de enero a la ciudad de Kolom que dejó como saldo la muerte de 33 personas y forzó a otras miles a escapar hacia la vecina ciudad de Abyei, abandonan un punto de distribución de la OIM llevando consigo ropa y artículos para la casa. Foto: OIM  2020