OIM: Ataque militar al puerto y la ciudad de Al Hudaydah, en Yemen, pondrá en peligro vidas y será una amenaza a la respuesta humanitaria

Posted: 
05/12/17
Themes: 
Humanitarian Emergencies

Yemen - Dos años de conflicto han hecho que la de Yemen se convierta en la mayor crisis humanitaria del planeta. Un ataque inminente al puerto y la ciudad de Al Hudaydah probablemente traerá aparejado más pérdidas de vidas, desplazamiento y sufrimiento para los habitantes de Yemen. La OIM, en su carácter de Organismo de las Naciones Unidas para la Migración, conjuntamente con sus asociados humanitarios en Yemen, está cada vez más preocupada por el nivel de asistencia y de protección necesaria para semejante crisis humanitaria que ya presenta características de catástrofe.

El Equipo Humanitario de País de la ONU ha solicitado apoyo financiero a fin de ayudar a las cerca de 18.8 millones de personas con necesidades, incluyendo a los yemeníes y migrantes afectados por el conflicto. Más de la mitad de ellos requieren de asistencia humanitaria inmediata para salvar sus vidas, siendo las mujeres y las adolescentes especialmente vulnerables. Hasta cerca de 9 millones de personas enfrentan inseguridad alimentaria extrema. El país se encuentra al borde de padecer hambruna con más de ocho millones de personas que enfrentan escasez severa de agua limpia y de condiciones sanitarias adecuadas. Con el colapso del sistema de salud y con más de la mitad de las instalaciones de salud sin funcionar, 8.8 millones de personas tienen un necesidad imperiosa de acceder a cuidados de salud. Durante el reciente Evento de Compromiso de Alto Nivel sobre Yemen, para brindar apoyo a la respuesta humanitaria los gobiernos comprometieron 1.100 millones de los 2.000 millones de dólares requeridos para el año 2017.

El empeoramiento de la situación humanitaria en todo el país, conjuntamente con los enfrentamientos en tierra y los ataques aéreos que parecieran no tener fin, son las principales preocupaciones en cuanto a llegar con la asistencia a las personas más vulnerables entre los más de dos millones de desplazados y sus comunidades receptoras. Las cuestiones relativas a poder acceder a esas personas exacerban los problemas en un país en el que los sueldos no han sido pagados por más de ocho meses, las importaciones están restringidas y la infraestructura se encuentra totalmente colapsada.

“Un mínimo de 400.000 personas escaparán de la ciudad rumbo al este, una vez que Al Hudaydah se encuentre bajo ataque,” sostuvo Mohammed Abdiker, Director de Operaciones y Emergencias de la OIM. “Esto ocurrirá además de la ya de por sí desesperante situación de más de dos millones de desplazados y sus comunidades receptoras afectadas por el conflicto. Incluso sin este ataque a Al Hudaydah, toda respuesta de emergencia en Yemen enfrenta dificultades de acceso, apoyo financiero e inmensas necesidades,” dijo.

La Gobernación de Sana’a, en donde se encuentra la capital, alberga a 270.000 personas desplazadas. Las familias y las comunidades tienen allí acceso limitado a alimentos, agua, artículos básicos de asistencia y cuidados de salud. Los albergues, especialmente en la estación lluviosa, constituyen un tema preocupante también. Se ha registrado un nuevo brote de cólera en la ciudad y en todo el país. Un influjo adicional de miles de personas desplazadas desde Al Hudaydah empeorará aún más la situación, creando nuevas cargas para la respuesta humanitaria, ya de por sí carente de recursos y financiación. Esto complicará también la evacuación por parte de la OIM de los migrantes vulnerables a través del puerto de Al Hudaydah. 

“La acción humanitaria por sí sola nunca podrá traer la paz que todas las personas en Yemen se merecen. La OIM aboga por el diálogo y las conversaciones de paz, en lugar del uso de la fuerza militar, la cual pone las vidas de los yemeníes y actores humanitarios en peligro extremo. Más de diez de las primeras personas que acudieron a dar respuesta humanitaria han sido asesinadas mientras intentaban ayudar a los heridos,” dijo Abdiker de la OIM.

“Si todas las partes en el conflicto no se acercan a la mesa de negociaciones con el ánimo de evitar una escalada militar adicional y poner fin a la violencia, los trabajadores humanitarios no podrán continuar dando respuesta a las necesidades en aumento, mientras ayudan a quienes se han visto muy afectados por el conflicto. Un ataque a la ciudad de Al Hudaydah pondrá a todas las organizaciones humanitarias en la situación de tener establecer orden de prioridades en un país en el que todas las personas deberían ser consideradas una prioridad,” agregó.

La OIM está preparada para responder a un potencial influjo de población desplazada desde Al Hudaydah hacia el este. Sin embargo, con los escasos recursos que ha recibido hasta ahora para ayudar a los dos millones de desplazados ya existentes y miles de migrantes varados, la OIM teme que ningún plan de contingencia pueda responder de manera cabal a la escala de necesidades inducidas por enfrentamientos continuados y en aumento. Se necesita con urgencia un mayor apoyo financiero y acceso humanitario.

Para mayor información, por favor contactar a Laurent de Boeck, Tel: +967 736 777 915, Email: ldeboeck@iom.int   

  • Un niño desplazado por el conflicto en Yemen. Él es uno de los dos millones de desplazados yemeníes. Foto: OIM