A pesar de la pandemia, la reubicación y asistencia brindada a venezolanos en Brasil no se detiene

Posted: 
07/14/20
Themes: 
COVID-19

Brasilia – La atención brindada a refugiados y migrantes de Venezuela no se detiene por la COVID-19. Desde el 2 de febrero, cuando el Gobierno de Brasil decretó emergencia sanitaria nacional, la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) ha redoblado sus esfuerzos para asistir a los venezolanos en estado de vulnerabilidad.

La reubicación realizada por “Operación Bienvenida” (o en portugués, Operação Acolhida) continúa con el traslado de venezolanos que se encuentran en Boa Vista y en Manaos – ambos puntos localizados en la zona contigua a Venezuela, pero bastante lejos de las ciudades costeras de Brasil – hacia otros distritos en ese país. El Gobierno de Brasil, que se ha asociado con agencias del sistema de Naciones Unidas y con organizaciones de la sociedad civil, aspira a ayudar a venezolanos que desean quedarse en Brasil para que puedan reconstruir sus vidas.

Desde que la pandemia comenzó, 500 venezolanos por mes han sido reubicados por medio de vuelos comerciales, habiendo la OIM cubierto el costo de sus pasajes. Desde principios de 2018 hasta junio de este año la cifra total de beneficiarios directos, según informa la Organización, ha llegado ahora a las 6.700 personas. Las autoridades de Brasil, junto a otros participantes, entre ellos la Fuerza Aérea de Brasil, ha podido reubicar a 38.643 venezolanos contando con el apoyo de la OIM a lo largo de todo el proceso.

La OIM ha ayudado a poco más de la mitad (55%) de venezolanos a instalarse en el marco de un plan de reunificación familiar; en tanto que otro 19% ha viajado para cubrir alguna vacante laboral en la ciudad de destino.

Si median las condiciones adecuadas en referencia a la pandemia de COVID-19, los venezolanos que parten de las ciudades del norte pueden entrar y salir de los albergues de tránsito en cuestión de días. En Belén, por ejemplo, la OIM apoya la gestión de un albergue de tránsito en sociedad con una ONG local llamada “Dejobe”. Cuenta con una capacidad para 66 personas, pero en meses recientes ha podido ampliar su capacidad y beneficiar a 200 refugiados y migrantes que fueron direccionados a otras ciudades.

Por medio del Proyecto Pana la OIM, junto al grupo de asistencia católico Cáritas, también asiste en la reubicación de venezolanos en Brasilia, Florianópolis, San Pablo y Porto Velho. Durante tres meses, refugiados y migrantes son albergados por la OIM mientras dan sus primeros pasos hacia nuevas vidas.

Tanto en Manaos como en Boa Vista, la OIM organizó varias fuerzas de tareas para ayudar a los refugiados y migrantes de Venezuela que no contaban con servicio de internet, de modo tal que pudieran registrarse totalmente y calificar para acceder a asistencia financiera de emergencia ofrecida por el Gobierno de Brasil. A la fecha, la OIM ha llegado de este modo a más de 1.500 personas.

En Manaos, la OIM también apoya al Consejo Municipal para mantener a los indígenas venezolanos mejor protegidos contra la pandemia, ofreciéndoles alimentos, artículos de higiene y asesoramiento técnico. En los últimos tres meses, más de 18.000 raciones de alimento han sido entregadas en los albergues, en tanto que el Boa Vista se ha incrementado el acceso al agua apta para el consumo por medio de la instalación de 24 estructuras para el lavado de manos en la estación de autobuses de la ciudad por la cual pasan más de 400 personas por día.

Estas iniciativas han sido posibles gracias al apoyo financiero de la Oficina de Población, Refugiados y Migración (PRM) del Departamento de Estado de los Estados Unidos.

Para más información por favor contactar a Juliana Hack en la OIM Brasil, Tel: +55 61 3771 3772, Correo electrónico: jhack@iom.int

  • Ciudadanos venezolanos beneficiarios de la estrategia de reubicación en el Aeropuerto de Boa vista. Foto: OIM

  • Piletas para el lavado de manos en la estación de autobuses de Boa Vista. 

  • Más de 16.000 raciones de alimento han sido ya entregadas en los albergues a personas indígenas de Venezuela. Foto: OIM 

  • Sesión informativa y cinematográfica en la estación de autobuses de Manaos.