A través de un estudio se descubren tendencias migratorias en Trinidad y Tobago y se publican recomendaciones

Posted: 
11/15/13

España - Trinidad y Tobago es considerado como un país de destino para migrantes regionales y extrarregionales debido a su nivel de desarrollo, empleo y oportunidades de integración.  Esta realidad ha expuesto a la nación isleña del Caribe a flujos migratorios irregulares que incluyen la trata de personas y el tráfico ilícito de migrantes.

Un nuevo estudio publicado esta semana por el Observatorio de Migración de África, el Caribe y el Pacífico (ACP), implementado por la OIM, encontró que los migrantes irregulares suelen ser migrantes económicos de entre 20 y 30 años de edad, con poca educación y baja cualificación.  Trinidad y Tobago les interesa debido a la disponibilidad de puestos de trabajo y salarios atractivos en lo que se denomina “sectores sin mano de obra”.

Los africanos, jamaiquinos y guyaneses suelen ser empleados como guardias de seguridad y como personal de atención en estaciones de expendio de combustible; los chinos y en menor medida los africanos son empleados en tiendas de alimentos y restaurantes; muchos guyaneses son empleados en el sector agrícola; los guyaneses, jamaiquinos, vietnamitas y africanos trabajan en obras de construcción; y los trabajadores domésticos en residencias privadas y hoteles suelen ser guyaneses y granadinos.

Las rutas más comunes utilizadas por los migrantes incluyen el viaje aéreo, terrestre y marítimo a través de Venezuela, Panamá, Colombia y Brasil.

Un migrante irregular que fue entrevistado para el informe confirmó: “Pagué USD 12.000. Recuerdo haber ido a la Casa Roja (un monumento histórico en la capital, Puerto España, que anteriormente era utilizado por el Parlamento) respecto a una documentación; una amiga me llevó allí para obtener una declaración jurada. La mujer que me ayudó dijo que ella se hacía responsable. Sin esta documentación no puedo hacer nada aquí, de lo contrario me hubieran capturado antes, por eso debía tener los papeles”.

En el estudio se advierte que los migrantes irregulares, las víctimas de trata y los migrantes objeto de tráfico ilícito están expuestos a diferentes formas de abuso y explotación, lo que en última instancia conduce a violaciones de sus derechos humanos.  Además, la migración irregular, el tráfico ilícito de migrantes y la trata de personas pueden engendrar corrupción en diferentes niveles de la sociedad y fomentar la proliferación de la delincuencia transnacional organizada, que está estrechamente vinculada a otras formas de actividades delictivas, tales como el tráfico de drogas y armas.

En el informe se establece que el tráfico ilícito de migrantes en Trinidad y Tobago es facilitado por diferentes factores; los principales son: costas accidentadas y poco vigiladas; cercanía con América del Sur; funcionarios corruptos; y habitantes locales oportunistas, entre estos, pescadores, aldeanos y otros ciudadanos que conspiran con los traficantes.

La publicación incluye recomendaciones sobre políticas a corto y largo plazo respecto a la migración irregular y las estrategias a ser adoptadas con relación a los migrantes indocumentados, deportados, refugiados y víctimas de trata.

Los autores señalan diferencias inherentes en los marcos y sistemas existentes, tales como el proceso de determinación de refugiados, la Economía y Mercado Únicos de la CARICOM (CSME), el proceso de los certificados de especialización, los permisos de trabajo y algunos procedimientos de inmigración, que crean y apoyan numerosas vías para las irregularidades.

Para maximizar los beneficios de la migración para Trinidad y Tobago, en el estudio se recomiendan opciones para ampliar los canales legales de migración laboral; la regularización de migrantes con vínculos económicos y sociales fuertes; un límite a la duración máxima de la detención; sistemas más eficientes para determinar la identidad del migrante; más capacitación de funcionarios públicos para responder a las necesidades de las víctimas de trata, así como concienciación del público sobre la trata de personas.

Los resultados del estudio se basan en entrevistas con migrantes detenidos, así como con funcionarios de gobierno, personal de ONG, embajadas y organizaciones internacionales que participan activamente en temas relacionados con la migración.

Trinidad y Tobago fue seleccionado como país piloto para el Observatorio sobre Migración para África, el Caribe y el Pacífico (ACP), el cual fue creado para ayudar a los Estados Miembros de ACP a llevar a cabo investigaciones y actividades de capacitación sobre diferentes aspectos de la migración Sur-Sur para el desarrollo de políticas dirigidas a una gestión más eficiente de la migración.  La Secretaría de ACP, financiada por la Unión Europea, Suiza, la OIM, el Fondo de Desarrollo de la OIM y la UNFPA, es implementada por la OIM.

El estudio se puede obtener en inglés en: http://www.acpmigration-obs.org/TnT%20Irregular%20migration

Para más información, por favor contactar a

Jewel Ali
OIM de Puerto España
Tel: + 1 868 623 2441 Ext 13138/9 o + 1 868 627 6969
Email: jali@iom.int.